Un cabo de la Policía Nacional (PN), identificado como José Alberto Peña Guillén, fue ultimado de dos disparos afuera de la clínica Santos Aquino en Savica, en el municipio de Los Alcarrizos, la noche del viernes.

El hecho ocurrió cuando el policía de 28 años de edad acudió a llevar a un hermano suyo enfermo y entró en un conflicto por un parqueo con un oficial de la misma institución que andaba en un carro, según testigos.

De acuerdo con sus versiones, el presunto matador fue apresado y conducía un vehículo que no tenía placa.