Santo Domingo, RD

El ministro de Salud Pública insistió este lunes en que el país no se encuentra en condiciones para aperturar negocios masivos ante la propagación del coronavirus por el territorio nacional.

Rafael Sánchez Cárdenas destacó que habrá empresas que, en su momento, podrán iniciar sus operaciones de forma limitada, pero aclaró que eso él lo “deja en manos” de la Comisión Presidencial siempre que esto no vaya a interferir con el comportamiento sanitario de República Dominicana.

El funcionario agregó que esa comisión del COVID-19 deberá considerar las razones económicas imprescindibles para su reapertura, destacando el vínculo que existe entre la economía y la salud, por lo que las acciones que se tomen deben estar relacionadas.

“Se deberá flexibilizar en un momento y constreñir en otro. Esa comisión estará en condición de traer informaciones más acabadas acerca de qué tipo de negocios podrían ir facilitando sus operaciones”, dijo el ministro al ser abordado en dos ocasiones por la prensa con relación a este tema.