PUERTO PRÍNCIPE.- Unas 307 personas han muerto entre abril y agosto pasados víctimas de la violencia e inseguridad que se registra en siete sectores de la zona metropolitana de la, reveló este jueves un informe parcial difundido por un organismo de la Iglesia católica de Haití.

«El fenómeno de la violencia y la delincuencia abarca muchos más territorios. Hay muchos más lugares donde la gente no puede circular. Los actos de violencia son cada vez más repugnantes», denunció Jocelyne Colas Noel, coordinadora general de la Comisión Episcopal para la Justicia y la Paz (CE-JILAP).

El informe, calificado de parcial porque todavía no han sido incluidos otros casos, establece que 152 personas murieron en actos de violencia entre abril y junio pasados; otras 104 en julio y 51 en agosto.

El estudio se fundamenta en investigaciones, denuncias y la información que circula en los medios de comunicación.